Además de ver películas en la pantalla gigante y aprender con ellas, ir al parque y disfrutar del paisaje verde, es una de las cosas que disfrutamos en familia. 

Tirarnos al pasto, dar botes de canela, jugar a los congelados, ir de un lado a otro, subirnos y bajarnos de los columpios, llenar y vaciar un cubo de arena, entre muchas más actividades en conjunto, logran que fortalezcamos nuestro vínculo familiar y de paso nuestros hijos mejoren la densidad de su masa ósea, fortalezcan sus músculos y mejoren su autoestima.

Asombroso que algo tan sencillo como visitar un parque, logre tanto en nuestro cuerpo ¿verdad? Y pese a que la sociedad está en permanente cambio, de nosotros depende aprovechar aquellas cosas que nos benefician.

Es un hecho que los niños tienden a quedarse en casa en sus ratos de ocio y que cada vez más prefieren divertirse en los videojuegos. Pero les aseguro que si los ponemos a escoger entre videojuegos y parque, ellos escogerán lo segundo

Buscar planes en los que podamos compartir al lado de nuestros hijos sin sentirnos sus cuidadores permanentes resulta difícil. Esto, porque solemos pensar que la diversión es solo para ellos, porque a veces estamos agotados del día a día y lo único que deseamos es quedarnos en la cama y no hacer nada. 

Sin embargo, ir al parque, movernos, respirar y ponernos en el lugar de los niños, hace que nuestra mente este sana porque nos ejercitamos. Y les confieso: a mí me gusta más sudar corriendo para que no me atrapen, que en una trotadora del gym frente al espejo. Además podemos aprovechar para crear vínculos fuertes con los retoños, entender sus gustos y estar presentes cuando frente a ciertos juegos deban desafiar sus propios miedos y conquistarlos.

Estuvimos en Multiparque

Bajo esta premisa, les cuento que el pasado fin de semana vivimos toda una aventura llena de cosquillas, saltos, carreras, aplausos y primeras veces. Practicamos equilibrio, Jake ejercitó su autocontrol esperando el turno y gracias al lindo día que hizo, hasta fabricamos vitamina D, que por cierto es la que fija el calcio en los huesos. 

Y si alguno de ustedes estuvo el domingo en Multiparquey a eso de las 5:00 pm, por los lados del saltarín con arnés, vio a una señora gritando como loca y sonriéndole a su hijo: “vamos hijo, tu puedes, lo estás haciendo muy bien, levanta un poco más los brazos… ¡eso!… ¡Lo lograste! ¡Que orgulloso debes estar…!” Esa era yo. Celebrando que Jake daba su primera vuelta en un saltarín “de grandes”.

 

Lo que deben saber

Les hice una lista de las cosas a tener en cuenta a la hora de visitar Multiparque:

  • Está ubicado en la Autopista Norte #224- 60 costado oriental en Bogotá, Colombia.
  • Llevar calzado cómodo, gorra y aplicarse bloqueador solar. Si el día es lluvioso, vayanse bien abrigados, si pueden en botas de lluvia y con paraguas. Eso también hace parte de la diversión.
  • La entrada es gratuita. Lo que se paga son las atracciones que se usan. Cada atracción tiene un valor distinto, se adquiere una tarjeta que cuesta $2.000, y se recarga con el valor que se desee, las recargas de $30.000 en adelante tiene el beneficio de la tarjeta gratis. Esta tarjeta sólo sirve para las atracciones, no para la compra de comida.
  • Cada mes, a través del CityKidspass se puede ingresar a dos atracciones sin pagar, nosotros disfrutamos de Sky bikes y Carrusel.
  • El Parque de Juegos es una zona de juegos no mecánicos para niños y adultos, donde toda la familia puede interactuar y compartir en cada atracción. Los adultos mayores y discapacitados entran gratis. Como es considerado una atracción, su costo es de $8.900. Lo bueno es que no tiene límite de tiempo. Así que se puede entrar y salir sin problema, presentando el brazalete.
  • Cada atracción tiene su reglamento y de acuerdo a la estatura, peso o condiciones físicas se puede hacer uso de ellas. 
  • El parque cuenta con diferentes establecimientos de comida, nosotros estuvimos en uno de comida típica paisa delicioso.
  • En cuanto al costo del parqueadero, nos costó desde las 10: 00 a.m. hasta las 7:00 p.m.: $5.000, la tarifa máxima. 

Bonito día gente bonita. Recuerden que a los niños no les interesa mucho cuánto dinero invirtamos, sino cuánto tiempo estemos a su lado. Así que anímense a pasar un día de carcajadas al aire libre. ¿Qué dicen?

Agradecemos a Citykids por la invitación. Este texto lo pueden encontrar también en su página.